Tortitas con requeson y platano

Tortitas con requesón y plátano. Aquí tienes otra variante para la merienda o el desayuno de las típicas tortitas proteicas y sin grasa. En este caso las voy a hacer con unos moldes para que salgan pequeñas y comer con la mano a modo de base.

Estas tortitas nos aportan energía de liberación moderada con la harina de avena y el plátano y alto contenido en proteína con la clara de huevo y el requesón. En este caso el contenido graso es prácticamente nulo, por lo que puedes añadir nueces, almendras o avellanas para completar el plato de forma redonda. No olvides que las grasas saludables como la de los frutos secos que menciono (siempre que sean crudos) son imprescindibles en una alimentación sana.

Los moldes que utilizo puedes encontrarlos en amazon, sirven para hacer tortitas y huevos fritos con forma perfecta; también son apilables para usar a modo de molde para decorar algún plato al estilo pijo; en este caso como veras en la mayoría de mis platos no presto demasiada atención. Te dejo un link a la sartén que uso para las tortitas que me parece una pasada

INGREDIENTES:

ELABORACIÓN:

En primer lugar añadimos todos los ingredientes de la masa de las tortitas en un vaso de batidora y lo batimos bien. Con respecto al dulce de las tortitas puedes utilizar el edulcorante que mas te guste (edulcorante liquido, estevia, sirope de avage…) pero yo casi siempre utilizo pasas; añado unas cuantas y al batirlas pasan desapercibido y le dan un dulzor perfecto y totalmente natural.

Calienta una sartén a fuego medio (en mi caso 6/9); echa una gota de aceite de oliva y extiéndelo con un papel de cocina como si fueses a limpiarla; si tu sartén se pega quizás es el momento de cambiarla, mejor gastarte unos duros que tener que comer exceso de aceite para que no se pegue.

En este caso utilizo los moldes para que salgan mini-tortitas muy cómodas para comer con la mano pero puedes hacer las típicas tortitas sin los moldes abarcando todo el perímetro de la sartén.

Echamos la masa en la sartén y esperamos para que se cuaje lo suficiente como para darles la vuelta; según el grosor que quieras te costará mas darle la vuelta. A mi me gustan gorditas como las que ves pero son mas faciles de dar la vuelta si las haces mas finas pero al final es cuestión de paciencia y de bajar el fuego si crees que se te queman.

Para el topping lo mas cómodo es en un pequeño recipiente echar el requesón, el plátano cortado fino y depende de tus gustos algo de edulcorante. Añadimos esta mezcla encima de las tortitas y terminamos espolvoreando cacao desgrasado por encima.

El resultado es espectacular: un plato que le da mil quinientas vueltas a cualquier preparado industrial de azucares simples +grasa saturada.

Deja un comentario